Trevor Mahovsky con Ken Lum

ENTREVISTA CON KEN LUM
Artista y director de la Galería Or (Cánada) entre Noviembre de 1983 y Noviembre de 1984.
por Trevor Mahovsky.

TREVOR MAHOVSKY:
Ken, eres conocido como un artista activo, educador, escritor, editor y en términos de la Or, curador, entre otras cosas. Sé que encuentras difícil dejar pasar oportunidades, especialmente dada tu concepción expansiva del rol del artista y cómo puede participar en los contextos que enmarcan su trabajo. Así que cuando te proponen un trabajo, debe ser difícil para ti decir que no, dejar pasar la oportunidad. Y sé que existe algún tipo de presión y de obligación. En 1983 pasaron muchas cosas relacionadas con tu carrera – ya habías empezado a exponer en Nueva York. Entonces, yo me preguntaba, ¿cómo fue que pasó que se te pidió ocupar el cargo de curador/director de la Or, y ¿aceptaste con trepidación?

KEN LUM:
Primero que todo, nunca hubo un ofrecimiento o una invitación. Yo supe acerca de la Galería de Or por medio de Ian Wallace. El mencionó algo acerca de una nueva galería que yo debería conocer, dirigida por Laiwan y Sara Leydon y otro par de personas que hacían parte del grupo Courage of Lassie. Fuí entonces a visitar, y allí conocí a Laiwan, y me dijo que estaba cerrando el espacio – estaba bien cerrando el espacio o mas precisamente, dejando el espacio. Creo que ella dijo "tu deberías, o alguien debería tomarlo", pero nunca fue formalizado como una invitación.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Entonces fue bastante improvisado?

KEN LUM:
Sí, le dije que yo quería dirigir el lugar, no creo que haya habido alguna oferta, y yo propuse que lo tomaría y eso fue todo. No hubo ninguna trepidación. Supongo que sentí que podía hacer algo. Pensé que sería divertido, por un lado, y pensé que podía hacer algo, con el apoyo de Ian porque él dijo que le gustaría hacer algunas muestras – él era una figura clave en la Galería Or por aquellos días. Francamente yo quería aprender más acerca de arte, porque yo incursioné en el arte solo tres años antes. Entonces quería aprender muchas cosas diferentes, y pensé que podía marcar la diferencia. Supongo que el otro punto es que yo era algo crítico, o insatisfecho, con mucho de lo que yo veía en términos de la escena artística.

TREVOR MAHOVSKY:
Te iba a preguntar acerca de eso, porque pasaban muchas cosas por aquellos días, la VGA había mostrado su exhibición inaugural en el nuevo edificio, por supuesto ya existía el October Show, y la vanguardia ya estaba establecida en la ciudad. Yo estaba interesado en lo que era formar parte de la escena y de la comunidad, y como se sentía la Or y como cabía dentro de ella. Porque para esa época ya se tenía la galería establecida, Unit/Pitt establecida para los estudiantes de Emily Carr, ya se tenían estudiantes de SFU exponiendo en (N) on Commercial, y ya existía el Western Front y el Video In.

KEN LUM:
Bueno, el grunt y el (N) on Commercial vinieron después de la Or, tal vez seis meses después, pero seis meses es un largo tiempo. Por el momento en que el grunt y aquellas galerías habían empezado, la Or ya se había establecido como un modelo. Yo diría, inmodestamente, como un modelo que posiblemente inspiró aquellas otras galerías. Pero en la
medida en que se veía la escena del arte en ese momento, me gusta verlo en términos de una perspectiva más amplia, las cosas estaban centralizadas en Toronto, Ottawa, Montreal en cierto punto. La atención estaba siempre allí. Era muy marcada en términos de sindicación del Consejo de Canadá. Y existía esta cadena de galerías que atravesaba el país – algunas, tendríamos que decir, más en igualdad que otras, especialmente las más grandes de las grandes ciudades del este. Y tenías mandarines locales que siempre eran designados por el Consejo de Canadá para ser los que preparaban a todos los artistas que debían ser vistos por los curadores y visitantes cuando llegaban a la ciudad. Nunca me gustó eso. Quizá era algo cascarrabias en mi juventud. No sé, pero nunca me gustó eso. Entonces, estaba siempre interesado, en parte gracias a Jeff Wall, Ian Wallace y Rodney Graham, con los que siempre andaba – ellos estaban interesados en el arte internacional. Entonces pensé: en vez de estar insatisfecho con la situación, debería aportar en vez de callar.

TREVOR MAHOVSKY:
Me gustaría preguntarte cómo era la puesta de la Or, ¿tenían alguna suerte de presupuesto de operación? ¿Alguna ganancia? ¿Cómo marchaba el espacio?

KEN LUM:
Era enteramente financiado por mí.

TREVOR MAHOVSKY:

¿De tu bolsillo?

KEN LUM:
Sí, de mi bolsillo. Debía cobrar USD$50 por exhibición. Nadie podía aplicar, gente aplicaba, pero yo no los aceptaba. Siempre le pedía a la gente a exhibir, así estaba curando (supervisando) el programa. Ellos dirían, esta bien, pero tienes que pagar USD$50 por honorarios, (risas). Básicamente había licor – debería decir cerveza – y vino en la apertura, sin una licencia, y así es como lo financiaba. Siempre habría de ser USD$150 libres en venta de cerveza.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Cuál era la renta entonces?

KEN LUM:
Oh, la renta era muy razonable, no es la mejor parte de la ciudad.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Era un distrito de empaca carnes (meat-packing district)?

KEN LUM:
Sí, era pasando Freybe Sausage, y también Zuñirse Poultry, el cual creo, aún está allí. Pero el Consejo de Canadá sí vino a mí y me dijo: “Nos gustaría darte USD$2000 en fondos discrecionales para mantener la galería.”, y yo lo rechacé.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Por qué?

KEN LUM:
Porque, no sé, no tengo nada en contra del Consejo de Canadá, simplemente tenía la idea de que la Or empezara independientemente, y que permaneciera independiente, al menos bajo mi tenencia.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Así que eran básicamente tú y un compañero?

KEN LUM:
Es correcto. Vivía en la parte trasera. Era una tienda.

TREVOR MAHOVSKY:
Oh, vivías allí?

KEN LUM:
Sí, era una tienda, solía ser el restaurante “Food for Thought”. Ellos se mudaron al lado y cuando Or empezó yo creo que Laiwan pintó todo de blanco excepto la palabra “or” de “for”. Y así se convirtió en la gallería Or. Cuando me hice cargo pude haberle cambiado el nombre, pero no lo hice.

TREVOR MAHOVSKY:
Volviendo a lo que hablabas antes, has sido muy crítico en cuanto a lo que describes como “cuna al escenario de la tumba”, en términos de la financiación del arte en este país. Estoy pensando en cuando dejaste la Or: ¿cómo imaginaste que continuaría y cómo te sentiste en cuanto a su posterior incorporación como una sociedad sin lucro con financiamiento
del gobierno? ¿Viste como algo inevitable, que el momento de la Or como una entidad completamente independiente en términos de financiamiento, y por lo tanto de programación sería necesariamente breve – como en el caso de, por ejemplo, (N) on Commercial o la Galería T.O.O.?
KEN LUM:
No, primero que todo, yo no especulaba mucho acerca de su vida después de mi partida, yo sólo pensaba que si podía hacer una diferencia en términos de la Or como un modelo, eso era suficiente. Pero en segundo lugar, pensaba que era un desperdicio dejar morir la galería, no tenía sentido, y además no iba a morir. Cuando por primera vez empecé a hacerla yo renové el espacio, coloqué los proyectores y las paredes blancas. Tenía un programa de verdad, colocaba posters por mi cuenta, y tenía que caminar con esos posters por espacio de una semana en el centro. Permanecían bien por tres meses, y cada tienda que los tomaba yo se los daba para que los colocara. Hice todo eso por mi cuenta, y lo también referente a las tarjetas.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Tenías otro trabajo?

KEN LUM:
Sí, un trabajo de mensajería. Tenía muchos otros trabajos. Durante los primeros meses, solía pensar que la gente podía ayudarme, y nadie lo hizo. Pero después, cuando se supo que lo iba a dejar, mucha gente me llamó contándome que le gustaba la galería Or, y que querían hacerse cargo de ella. Era un poco gracioso, pero luego pensé, que en ese punto, era algo estúpido dejarla morir. El hecho de que esté actualmente financiada no es un problema para mí, en absoluto. Yo no estoy en contra del financiamiento del Consejo de Canadá a los artistas. Sólo quería un modelo diferente, lejos de ese juzgamiento por medio de un comité, una
decisión tomada por comité. Quería una situación donde podrías desarrollar práctica curatorial por medio de un
individuo. Y de hecho la Galería Or mantiene ese estilo.

TREVOR MAHOVSKY:
Bueno, hablemos acerca de tu programación. Era un lugar tan pequeño…

KEN LUM:
Sí, era bien pequeño…

TREVOR MAHOVSKY:
Pero revisé tu lista de exhibiciones, estoy sorprendido de la cantidad de exhibiciones de esculturas que tu curaste en ese pequeño lugar – Rose Marie Goulet, Elspeth Pratt, Greg Snider, Nick Brdar, Mowry Baden, Alan Storey, y también, estoy sorprendido de cuán ambiciosa era la programación, que tiene que ver, por un lado, con un abanico de problemas bastante amplio, luego por el otro junto con una estudiante de Emily Carr como Jacques Andre, algunos artistas de alto perfil como Thomas Lawson, Krzystof Wodizcko, Barbara Kruger – sin mencionar a Daniel Buren entre otros, en la exhibición de la colección de David Bellman. Entonces me pregunto, ¿cómo te preparabas para curar el lugar?. No suena como si tuvieras un plan o un mandato en ningún sentido, ¿estaba realmente en la marcha? ¿De dónde vinieron esos shows?

KEN LUM:
Bueno, no estaba realmente en marcha, yo miraba alrededor y trataba de observar arte interesante, al menos lo que pensaba era interesante. Y algunas veces no eran interesantes, porque o era que yo estaba mal, o no curaba la obra. Yo iba a ver la obra de este artista, y diría si era interesante, y luego le permitiría al artista presentar lo que sea que quería presentar. A veces no la
obra que había visto. No era tanto la escultura como instalación y oponiendo a las circunstancias in Situ del espacio de la galería. Mowry Baden realizó algo por otro lado que tuvo mucho éxito, y no es necesariamente…bueno, es escultura, pero yo estaba interesado en esta conceptualización social.

TREVOR MAHOVSKY:
Pareciera como si estuvieras forzando el lugar en términos de su revestimiento físico, y sé que algunas de las muestras tomaron ventaja de que era una tienda – Arni Haraldssons como por ejemplo, también el texto en la pared y la pieza dentro de Greg Snider. Outside of the treadmill de Mowry…

KEN LUM:
Bueno, algunas de las mejores exhibiciones no eran realmente cubiertas, como Rose Marie Goulet, no sé si hay algún registro.

TREVOR MAHOVSKY:
No.

KEN LUM:
Desearía haber tomado fotos. Yo era algo remiso en no documentar algunos de ellos. Ella básicamente convirtió el interior del lugar en una azotea. Tan pronto como entrabas en el lugar verías una teja viniendo en un ángulo de 30º hacia el piso, y luego mirarías arriba y ella realmente tenía este efecto de planetario en el cielo de la noche, así que era algo excesivo. Era bastante difícil entrar o salir de mi apartamento.

TREVOR MAHOVSKY:

¿Quieres hablar acerca de algún
otro desastre?

KEN LUM:
No siento que hubiera tenido ningún desastre real, solo que creo que un par de exhibiciones no resultaron siendo interesantes. Resultaron ser estos estudiantes de la MFA que yo pensé que eran algo interesantes. Ellos nunca habían hecho una exhibición antes. Entonces, eso estaba bien. Creo que la peor cosa acerca des ser curador es que como siempre están mirando hacia atrás o hacia cualquier lugar, son intimidados, y tienen que asegurarse de que cada
exhibición tenga cierta calidad, referencia o no, y se ve como si hubiera sido lacado. Yo no hacía eso, por eso era algo impredecible, y algunos
de los shows no eran muy buenos, en mi opinión, pero algunos otros eran bastante buenos.

TREVOR MAHOVSKY:
Hay algunas de las otras cosas que realizabas en el lugar, que uno pueda considerar raras, si piensas como un artista autogestionado. Por ejemplo, exhibiendo una colección privada de obras, la colección de David Bellman de la cual Wallace fue un invitado y curador, dado de que hay un ideal de que la cultura emprendida por el artista existe para fomentar el crecimiento a través de la oportunidad de la exhibición para los artistas emergentes locales y demás. Y creo que es un ideal diferente en cuanto a qué es lo mejor para la comunidad artística local – y también el lugar, dirías, ¿se convierte más explícitamente por momentos en un foro pedagógico?

KEN LUM:
Bueno, así es como lo veo yo, no hay dudas acerca de eso. Y ciertamente Buren, Wilson, Graham, On Kawara, todas esas figuras icónicas, tuvieron una influencia enorme en términos de mi propio desarrollo como artista, y creo que su conceptualismo ciertamente fue una base para el surgimiento de Vancouver, y demás. Sí, y primero que todo quiero reiterar que yo no soy un curador, soy un artista, y por eso es que no me sentía que había sido atado a alguna metodología curadora, pongámoslo de esa manera.

TREVOR MAHOVSKY:
Cuando hablas acerca de tu trabajo como artista, yo pienso acerca de “Poco Rococo”, la exhibición en la que fuiste curador, la cual es también uno de mis títulos favoritos de todos los tiempos. Pienso en cómo se adecua un trabajo como el tuyo de Entertainment for Surey (1978), en términos de su sitio suburbano y el sujeto en cuestión, y quiero preguntarte ¿qué trabajo estabas haciendo al momento que estabas curando, no empezaste el Portrait Logos por esa época?

KEN LUM:
Sí.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Te sentiste abrumado, y fue difícil el hacerlo funcionar?

KEN LUM:
Fue difícil hacerlo funcionar porque estás siempre ocupado, sí. Primero que todo debes recordar que la mayoría del tiempo me la pasaba cuidando la galería, y yo tenía el lugar los Domingos también. Así que durante los meses de verano podía ser hermoso y estás la mayor parte del tiempo en la parte monte de Vancouver, y quizás una persona pueda pasar por ahí cada cinco horas.

TREVOR MAHOVSKY:
Yo he pasado por eso.

KEN LUM:
Yo no era el artista, pero iba a atender las exhibiciones. No tenía a los artistas en el lugar como tal. Sí, era mucho trabajo. Pero “Poco Rococo” surgió como respuesta al October show de la época, y el show de la Galería de Arte de Vancouver, ésa era mi respuesta, porque quizás yo era muy engreído como artista cuando jóven, tenía muchas críticas acerca de eso y recuerdo a alguien decirme, no mencionaré su nombre…quizás deba mencionarlo, ya que era Daina Augaitis, ella era la curadora del October show y básicamente dijo: “¿por qué no te levantas o cierras?, verás cuán difícil es”. Tenía razón, era muy difícil. Entonces pensé, esta bien, haré uno. Eso realmente me motivó, entonces realicé la muestra “Poco Rococo”, y el tema era acerca de la cultura joven emanando en estas áreas que nosotros pensábamos que no tenían cierta cultura.

TREVOR MAHOVSKY:
Y entonces llevaste a cabo la exhibición en el…

KEN LUM:
Coquitlam Mall, una tienda de muebles vacía.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Y tenías trabajos de estudiantes?

KEN LUM:
Tenía la clase del grado doce de la profesora de arte del Coquitlam High School, Myra Eadie. Yo fui allí y le propuse esto. Realmente yo le propuse esto a alguien más, Centennial u otro lugar, y no quisieron hacerlo. Así que tenía estos estudiantes, y el otro grupo eran estudiantes cuyo trabajo tenía relación con la cultura joven en los suburbios. Así, yo “come cerebros”, ¿no? Este tipo, no puedo recordar su nombre, pero él hizo dinosaurios, y Rodney Graham, expuso su cámara obscura, porque fue hecha en Abbotsford, así que hay fotos acerca de eso.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Jeff Wall estuvo en esa muestra también?

KEN LUM:
Jeff estaba en la exhibición, creo que él hizo Steve’s Farm, Steveston (1980), la cual fue curada muy de cerca. Y algunos de los trabajos de los estudiantes eran geniales y simplemente se mezclaban entre sí. La tienda de muebles en realidad tenía estas vitrinas para placas o lo que sea que vendían, y ellos sacaron ventaja a estos también.
TREVOR MAHOVSKY:
¿Qué tipo de reacción tomaste de esto?

KEN LUM:
Enorme, enorme. Creo que tuvimos cerca de 17.000 visitantes, y no sé cuánta gente del mundo del arte en Vancouver estuvo ahí, pero fue enorme. Sé que la MLA me llamó y quería hacer una exhibición en la inauguración e inaugurarla oficialmente, y yo dije que no. Eso le molestó un poco, y fue probablemente un error de mi parte, puesto que él de pronto hubiera llevado más gente. Eso fue enormemente exitoso. De hecho, un par de esos estudiantes de Coquitlam High School se convirtieron en artistas.

TREVOR MAHOVSKY:
¿De veras?

KEN LUM:
En efecto, de hecho, una de ellos es Laurie Papou.

TREVOR MAHOVSKY:
Ah si, yo sé quien es ella, una pintora figurativa.

KEN LUM:
Ella estaba tan solo en grado doce, estaba exponiendo en esa clase.

TREVOR MAHOVSKY:
A través de esta discusión acerca de cómo un artista autogestionado se relaciona o se define con su propia comunidad: cuando vuelves a la programación de la Or, se convierte ya en formar una clase diferente de comunidad que generalmente se asocia con la cultura del artista autogestionado

KEN LUM:
Sí, sí.

TREVOR MAHOVSKY:
Pero se vuelve más fuerte cuando la galería es financiada con dineros de los impuestos locales y las presiones de…

KEN LUM:
Sí, yo no tenía ese tipo de presiones, obviamente porque yo lo financiaba por completo por mi cuenta. Pero yo veía la galería no en términos de solamente East Van, pero sí en términos del West, la Lower Mainland, y como algo diferente del East. Pienso que existen muchos temas interesantes para mostrar lo que no hacen los curadores, porque de todos modos no es lo suficientemente de buen gusto, y realmente no me interesa mucho. Creo que realmente va en contra del espíritu del arte, en muchos sentidos, el curar basándose en: ¿será que los otros curadores se reirán de mí si hay esta muestra?

TREVOR MAHOVSKY:
Yo creo que tú gentilmente defendiste que los artistas que exponían en la Or escribirían una revisión de alguna otra exposición, ¿es eso verdad, los alentarías a eso?

KEN LUM:
Sí, creo que lo hice.

TREVOR MAHOVSKY:
Creo que Grez Snider sí lo hizo, creo que revisó la muestra de Elspeth Pratt.

KEN LUM:
Bueno, primero que todo yo no les dije que revisaran una muestra en la Or…

TREVOR MAHOVSKY:
No, yo entiendo…

KEN LUM:
No, lo que yo quería era fomentar la idea de escribir porque yo me encontraba escribiendo para Vanguard por el momento.

TREVOR MAHOVSKY:
Bueno, estás hablando acerca de artistas, la clase de riesgos que ellos toman como curadores, y alentar a los artistas a que escriban, y tú sabes que hago énfasis en este punto de vista, pero también me pregunto, ¿es acaso en cierto sentido mucho pedir a los artistas: ser muchas cosas para mucha gente? Y además, has hecho énfasis en que un efecto colateral de la cultura del artista autogestionado, todos los artistas vistiendo los sombreros, es un empobrecimiento de la comunidad crítica y curatorial canadiense.

KEN LUM:
Sí, bueno, primero que todo yo nunca le impuse eso a la gente…

TREVOR MAHOVSKY:
No, yo entiendo…

KEN LUM:
Y además una cosa es decir, en términos de una infraestructura artística, que los artistas deberían vestir cada sombrero. Pero otra cosa es alentarlos a tener tanto auto empoderamiento como sea posible. No es necesariamente la misma cosa. Entonces es en eso en lo que yo estaba interesado: el trabajo del artista esclavizado a algún mandarín de Ottawa decidiendo, bueno, tú juegas bien tus cartas y quizás te pongo en la lista del tour de curadores visitantes. Eso es a lo que yo estaba en contra.

TREVOR MAHOVSKY:
Bueno, dicho eso, creo que se refiere a que exhibiste las serigrafías de Thomas Lawson, dado que él es quizás unos de los mejores ejemplos conocidos de un artista dándole forma activamente al discurso de su trabajo.

KEN LUM:
Por la época, sí.

TREVOR MAHOVSKY:
Sí, por la época. También publicaste una conversación que tuviste con él, en Fash Art en 1984. Me preguntaba, primero que todo, ¿acaso esa conversación surgió de la exhibición, o fue viceversa? ¿Recuerdas

KEN LUM:
Creo que surgió al mismo tiempo, no recuerdo realmente. Pero ya había conocido a Thomas Lawson en 1981, así que ya lo conocía de hace tres años. Tan pronto como me hice de la Or le escribí y le pedí que hiciera una exhibición, así que probablemente ésa precedió la Fash Art.

TREVOR MAHOVSKY:
¿Es de la misma manera que la Exhibición Kruger…?

KEN LUM:
Ya conocía a Barbara Kruger en New York cuando era estudiante allá, y cuando me di cuenta de que se le había pedido participar como invitada en Emily Carr, le escribí y le dije: “¿Puedes traer algunos trabajos y realizar una muestra?”

TREVOR MAHOVSKY:
¿Y qué llevó?

KEN LUM:
Ella exhibió algunas maquetas de sus más grandes trabajos.

TREVOR MAHOVSKY:
Acerca de tu conversación con Lawson, lo tomaste por su trabajo con la valoración de Salle, pero debiste haber sentido alguna afinidad con él, particularmente con su idea que se debía crear una perturbación en el núcleo del mundo del arte. A lo que me refiero con eso es que se debía que participar de manera adecuada en el mundo del arte: hacer muestras en galería, publicar en los periódicos, trabajar en conjunto con su economía. ¿Así que tu programación en la Or era un intento explícitamente de hacer esto mas que crear una hermética alternativa?

KEN LUM:
Bueno absolutamente, absolutamente. Odio la idea del arte hermético, por una cosa. Alternativo o de otra manera. Así que la idea era tener algo, si yo pudiera ponerlo de alguna manera paradójicamente, tener algo que fuese singular, independiente, que registrara algo de nuestra región – las preocupaciones de nuestra región – pero aún al mismo tiempo ser vitalmente comprometido con un contexto internacional.

TREVOR MAHOVSKY:
Como una referencia tuya acerca de “Poco Rococo”, ese “arte moderno está vivo y siendo ejecutado no sólo en New York, sino en Burnaby, Port Moody, Coquitlam.”

KEN LUM:
Sí, has hecho tu investigación (risas)

TREVOR MAHOVSKY:
Es hasta gracioso hablar acerca de esto como un tema ahora, de una manera – esta actitud de mirar hacia fuera – porque se ha convertido más que todo en un hecho. Aunque por aquel tiempo, las cosas eran diferentes, ¿no?

KEN LUM:
Sí.
TREVOR MAHOVSKY:
Y las expectativas de los artistas canadienses eran diferentes.

KEN LUM:
Es correcto.

TREVOR MAHOVSKY:

Entonces por el momento la urgencia era….

KEN LUM:
Bueno, no sé si era urgente, porque la gente ni siquiera reconocía la urgencia. Debes reconocer que falta algo y eso se vuelve urgente, ¿no? Pero en ésa época la gente no lo veía realmente como un problema. Yo creo que los artistas estaban generalmente satisfechos con el sistema, y el sistema funcionaba, más o menos. Tu aplicabas y conseguías un show en Winnipeg, aplicabas y conseguías un show en Brunswick. Así que en parte funcionaba y obtenías una cuota por parte del artista y podías tener realmente una muy estable carrera de esta manera. Mucha gente hizo esto. Así que no había urgencia, y no fue una urgencia lo que me incluyó, fueron las ganas. No sé, eso cambia las cosas un poco.

Agosto del 2004.

La versión original de esta entrevista fue publicada por primera vez en Food for thought: Or Gallery, 1983 to 2003.

© Ken Lum y Trevor Mahovsky

Traducción: Paola Andrea Gaona Guevara